Bloque 2 - Sociedad

Lo social y lo racional

Una exploración de los nuevos modelos de racionalidad.

Lo social y lo racional

La creación colectiva de conocimiento en Internet

A pesar de la relevancia actual del conocimiento experto en las decisiones públicas, se sigue insistiendo en la necesidad de que exista un mayor grado de participación ciudadana en los procesos de decisión política y científica. Esto implica superar un tipo de implicación de la ciudadanía que se limite a asentir a los logros de la investigación de los expertos para pasar a la creación de un espacio público de deliberación de naturaleza híbrida en el que participen tanto expertos como ciudadanos. En este trabajo se analizan las posibilidades de Internet como soporte para la creación de ese espacio, cuáles serían las cualidades deseables de la participación ciudadana y si los problemas que suelen darse en los espacios de deliberación podrían ser superados con las herramientas tecnológicas actuales.

creacion-colectiva-de-conocimiento

La cibersociedad

La disolución del hegelianismo (última interpretación global de la realidad natural y humana) produjo una serie de interpretaciones de la realidad divergentes entre sí y críticas con la visión totalizadora hegeliana: el positivismo, el marxismo y la hermenéutica.

Uno de los factores que enfrentan a dichas visiones post-hegelianas de la realidad es el papel de la lógica y la matemática en la concepción del mundo, por la temida homogeneización de las diferencias producida por los programas formalistas cuando su influencia escapa del ámbito de las ciencias y es aplicada a la política, la economía y la sociedad, lo que ha tenido como efecto la creación de mecanismos disciplinantes y saberes individualizados, el surgimiento del hombre masa alienado, la deshumanización del arte disolviéndolo en el aparato económico y la creación de un mundo sin valores cuyo sentido es el que cada individuo le otorgue.

Al mismo tiempo que la filosofía académica debatía esta deshumanización de origen positivista se iban creando los elementos fundacionales de una racionalidad que, en lo que podríamos denominar un nuevo giro copernicano, desplaza a la matemática y la lógica desde una posición de fundamento absoluto hacia el mismo territorio que ha creado la filosofía hermenéutica, uno de fundamentos débiles y azarosos, pero que, tal como le ha sucedido a la física con su particular transformación a partir de la teoría cuántica, se está empezando a revelar mucho más productivo a la hora de intentar de nuevo una interpretación global de la realidad, de sesgo computacional, que incorpore en su explicación una matemática del azar y la contingencia, de la creatividad, quasi empírica, más próxima a la nueva física y a los procesos biológicos que a la “parálisis geométrica” propia de la mecánica newtoniana que pone la exactitud como un a priori incuestionable.

En este trabajo pretendemos trazar sucintamente una reconstrucción histórica de ambas líneas de pensamiento: por una parte la creación de un espacio hermenéutico que reacciona contra la deshumanización positivista, y por otra el vaciamiento de la matemática de sus componentes dogmáticos incorporándola a un paradigma computacional basado en la incompletitud, la incomputabilidad, la aleatoriedad y los estudios sobre la complejidad, lo cual permite introducirla en una racionalidad computacional que apunta un alto poder explicativo pero que también hace surgir una incipiente racionalidad de corte positivista en los primeros años del siglo XXI.

La "cibersociedad".

La sociedad algorítmica

Pierre Levy afirma que “La democratización del conocimiento ya está teniendo lugar. Si tenemos comunicación ubicua significa que tenemos acceso a cualquier clase de información casi gratuitamente. Uno de los mejores ejemplos es Wikipedia. También podríamos hablar sobre los blogs, las redes sociales y el creciente movimiento de datos abiertos. Cuando tenemos acceso a toda esta información y podemos participar en redes sociales que sustentan el aprendizaje colaborativo, y cuando además tenemos a nuestro alcance algoritmos capaces de asistirnos en muchas cosas, entonces hay un aumento real de la inteligencia colectiva humana. Un aumento que al mismo tiempo implica la democratización del conocimiento.”

la-sociedad-algoritmica

Referencias